Javier Ruescas: «No hay tabús a la hora de escribir»

· 30 de abril, 2018

Texto: Amparo Barbeta

Javier Ruescas es todo un referente para los jóvenes. Influencer y youtuber, el escritor está arrasando con su última novela «Prohibido creer en historias de amor.»

Dicen que eres un influencer.
Ser influencer no es un fin sino algo que sucede. Hay gente que me sigue porque le gusta lo que recomiendo o mi manera de pensar. Soy escritor, tengo un canal de Youtube y en él hablo de libros. Hay gente a la que le gustan los libros y en mis redes sociales se encuentra con gente con sus mismas inquietudes.

Un youtuber con más de 250.000 seguidores.
Sí, pero todo gira en torno a un mismo universo que es la literatura. Es una plataforma estupenda para que la gente me conozca y descubra mi perfil de escritor.
Influencer, youtuber y uno de los hombres de moda de la literatura juvenil.
Que se me reconozca por un trabajo que me apasiona y con el que disfruto es maravilloso. Para mí, los libros son la manera de entender el mundo que me rodea, lo que pienso, lo que siento… Que mis libros sean especiales para otras personas es algo sobrecogedor.

¿En la literatura juvenil se puede hablar de todo?
Sí, porque ya no hay tabús a la hora de escribir. Se puede hablar de todo porque los temas no son el problema, el quid está en cómo contar esos temas. Creo que escribir desde la sinceridad me conecta con la gente.

¿Está prohibido creer en el amor?
Al revés, no hay que tirar la toalla, hay que seguir luchando y no dejarse vencer. No me puedo permitir no creer en el amor porque no he pasado ni un día de mi vida sin haber querido a alguien. De hecho, todo lo que hacemos debería estar basado en el amor a nosotros mismos y a los demás. El problema es que con la palabra amor se apunta demasiado a la pareja cuando el amor es mucho más.

¿El amor convierte a la gente en vulnerable?
Creo que nos hace mucho más fuertes. Con amor te sientes con más ganas de luchar para ser mejor por tí y por los demás. De los desamores, sean del tipo que sean, también se aprende.

¿El libro está escrito tras un fracaso amoroso?
Está escrito desde el crecimiento personal absoluto. Lo que realmente quería contar es una historia de superación, de no quedarse en las apariencias, de cuidarnos los unos a los otros, de buscar ese amor que no solo tiene que ver con el romanticismo sino con la gente que te quiere y a la que quieres. Y todo, mezclado con el tema del arte.

En tu novela, cómo no tratándose de gente joven, las redes sociales juegan un papel importante. ¡Hay que ver cómo está la gente joven enganchada a ellas!
No creo que absorban de una forma negativa y sí que son importantes porque crean puentes y permiten contactar a gente que en persona no pueden. Eso sí, hay que utilizarlas con moderación y no podemos volvernos adictos.

Pero estar tan enganchados a las redes sociales, a muchos les aisla.
Yo he crecido con ellas y me han conectado a un montón de personas con un perfil que a mi alrededor no encontraba. Con las redes puedo hablar con gente a la que le gusta hablar de libros, gente creativa… pero hay de todo. Lo que hay que hacer es rodearse de personas que te entiendan, acepten y de los que tú puedas aprender.

¿Tú podrías, a día de hoy, vivir sin tu smartphone?
Muy difícilmente porque estoy muy conectado a él por el trabajo y porque tengo muchas relaciones fuera de mi entorno más cercano

En Youtube tienes más de 250.000 seguidores y libros has vendido más de 200.000. Las cifras que manejas son muy importantes
¿Sabes qué pasa? que no miro los números de golpe porque mi crecimiento ha sido paulatino durante muchos años. Sé que las cifras son sobrecogedoras. Yo escribo para mí y tengo claro que tengo una responsabilidad hacia los lectores. Esa misma teoría la aplico a mis vídeos de Youtube. Tengo muy claro los círculos en los que me muevo.


Te puede interesar...