Hana Kanjaa: «Aprendes a base de guantazos»

· 1 de noviembre, 2017

Fotografía: Frank Díaz


Hana Kanjaa dice que en Querida incertidumbre, te lo debo todo se ha abierto en canal. La pionera del salto base en Espa­ña ofrece en el libro herramientas para superar el miedo.

 

 

Domadora del miedo. Suena bien.
Viene de la voluntad de expresarme con autenticidad, de arriesgarme a hacer el ridículo y a que la gente me critique.

Y si controlas el miedo, ¿por qué temes a la incertidumbre?
Porque me da mucho miedo. Con la incertidumbre no nos sentimos cómodos. Al tomar una decisión, necesitamos saber y estar seguros de que es la correcta, que nos saldrá bien y llevará a buen puerto. El haber vivido momentos de muchísima incertidumbre me ha permitido ampliar mis posibilidades y llegar hasta aquí. Estoy muy contenta del camino recorrido. La incertidumbre me ha ayudado a fortalecerme como persona y a ampliar posibilidades en mi vida. Sigo sintiendo miedos por ver qué va a pasar pero avanzo a pesar de ello.

¿Por qué los días de mierda te hacen mejor persona?
Porque siempre estamos huyendo del sufrimiento y nos sentimos incómodos con el malestar y las emociones negativas. ¿Qué es un día de mierda? el día en el que nos sentimos tristes, frustrados e impotentes. Creo que si abrazamos el sufrimiento como parte inherente de la vida aumenta la empatía y generosidad hacia el que lo pasa mal. Parece que al estar en contacto con el dolor, aflora una parte de ti como muy amable y llena de amor. El dolor nos hace libres.

Cuentas en el libro lo que nadie contó sobre la vida, el miedo y la felicidad. ¿Y tú por qué lo sabes?
He ido aprendiendo a través de batacazos y guantazos. Hay muchas cosas que me hubiera encantado saber antes de enfrentarme a la vida y así es como he articulado el libro.

Incides en que los problemas nunca desaparecen, solo se transforman.
Es lo que he ido descubriendo. En la adolescencia tendemos a idealizar lo que debe ser la buena vida pero con la edad descubres que eso no así. Así que cuanto antes abracemos esta parte de la vida, mejor nos irá.

Soñabas con ser yuppie y acabaste siendo hippie. Cuentas que ya has pasado por 40 trabajos y 30 mudanzas.
En mis decisiones siempre me ha empujado el conocer distintos trabajos y lugares para vivir. Esto me ha permitido conocer muchas cosas pero también he pagado un precio alto. Pero no me arrepiento.

¿El paracaidismo ha sido tu medio para superar la angustia y la depresión?
Creía que la caída libre y el sentirme libre en el aire me iba a servir para sentirme libre en mi vida, pero la libertad es algo más interior. Me di cuenta que al hacer paracaidismo seguía teniendo los mismos problemas.

 

En el libro dices que ‘vivir con miedo es mejor que la apatía, que vivir aborregados, mejor que la indiferencia y mejor que vivir en el limbo donde nunca pasa nada’ .
Hacemos tanto esfuerzo por evitar todo aquello que nos da miedo que al final eso nos produce una falta de toma de decisiones y vivir en la zona de confort. Y en esta zona perdemos vida.

¿Por qué arriesgar implica fracasar?
Cuando te expones existe esa posibilidad, pero con una buena actitud uno se enfrenta mejor a las cosas. ¿Por qué no esperar lo mejor aun sabiendo que puede llegar lo peor?

En el fondo, todos somos víctimas de víctimas.
A veces elegimos agarrarnos al rencor y al malestar cuando todos somos víctimas de otras víctimas y eso se nos olvida muchas veces. A mí, pensarlo me hace sentir bien.

¿Por qué las mejores cosas de la vida solo se pueden conseguir pasando por las peores?
Esta podría ser una de las conclusiones del libro. No digo que para vivir una buena vida antes haya que haberlas pasado canutas pero ésta es mi experiencia. Siento que los momentos de dificultad son los que te permiten conectar con la mejor versión de ti mismo.

Amparo Barbeta

Redactora de URBAN


Te puede interesar...